Cifras frente al griterío


Vicenç Navarro es Catedrático de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad de Pompeu Fabra de Barcelona, lleva 35 años como Catedrático de Políticas Públicas de la Universidad de Jonhs Hopkins University en Baltimore (Estados Unidos). También fue profesor en Suecia en y Gran Bretaña. Ha publicado 24 libros traducidos a varios idiomas, se ha especializado en el estudio de las políticas públicas y el Estado de Bienestar en Europa. El profesor Navarro es director del Observatorio Social de España, un organismo formado por investigadores especializados en políticas públicas y estado de Bienestar, Navarro recibió el Premio Anagrama de Ensayo por su libro Bienestar Insuficiente. Democracia incompleta. De lo que no se habla en nuestro país.

Vicenç Navarro no es tertuliano de Telecinco, ni uno de esos opinadores profesionales que vemos por la mañana en una televisión y por la noche en la radio o viceversa. A Navarro no lo han llamado a esas tertulias para hablar de la Reforma Laboral, de todas formas a sus 73 años el hombre prefiere seguir leyendo y escribiendo. Hace unos días publicaba artículo en la revista digital Sistema 24 con un lenguaje claro y rotundo desde el título: Los sindicatos europeos y españoles llevan razón.

El profesor Navarro se pregunta qué ha pasado en la Unión Europea en las últimas décadas, en unos años (antes de la crisis que comenzó en 2008) que se han caracterizado por un crecimiento importante de la economía. Destaca el profesor catalán el tremendo crecimiento de la desigualdad en Europa, el aumento del poder económico de las clases dominantes frente al descenso de las rentas de los trabajadores. En la Europa de los quince las rentas del trabajo pasaron de ser un 69% de las rentas nacionales en 1975 a ser un 56% en 2010. En España el descenso ha sido mayor desde 1992 se pasó del 69% al 54%. Otro dato son los beneficios empresariales: en el periodo 1999-2009 aumentaron en Europa un 38% (en la Europa de los 15) y un 42,3% en la zona euro. En España crecieron incluso más que la media europea (¡un73%!). Sin embargo los costes laborales aumentaron en Europa un 17% mientras que en España se incrementaron un 3,7%.

El profesor Navarro destaca que durante el “periodo dorado del capitalismo” el pacto entre el capital y el trabajo se rompió a favor del primero. Las políticas neoliberales del Consejo Europea, la Comisión Euoropea y el Banco de España contribuyeron a reducir el gasto público en políticas sociales, en la aprobación de políticas fiscales regresivas que han beneficiado a las rentas de capital y perjudicado a las rentas de trabajo. En otras palabras: la clase trabajadora cada vez más jodida y la clase empresarial cada vez más enriquecida. También podemos decir (esto lo añado yo), que todo esto ha sido posible por la estrategia pactista de los grandes sindicatos.

Navarro no trabaja para los sindicatos. Con la huelga ni gana ni pierde. El profesor encuentra los datos en las estadísticas oficiales, donde está siempre clarito lo que ganan o pierden los trabajadores, pero donde no se puede recoger todo lo que ganan los empresarios porque el fraude fiscal no forma parte de esas cifras. En estos días de griterío, de frases hechas, donde los ricos con sueldos millonarios acusan a los líderes sindicales de comer en sus restaurantes. En estos días en los que la caverna abrió las puertas para sacar de su interior sus instintos más primitivos. En estos días de manipulación de datos, de exhibición de la telenovela Los ricos también lloran, conviene acudir a un experto, a un académico, a un estudioso de la economía con más de cuatro décadas de trabajo. No lo llamarán a la tertulia de la Noria, pero yo me permito traer aquí las reflexiones de Vicenç Navarro y sus datos, para que mediten los que están mareados de dar la vuelta a la Noria o de los aullidos de los gatos.

Acerca de juanglujan

Juan García Luján es periodista, de las islas Canarias. Ha trabajado en radio, prensa y televisión. Entiende el oficio de periodista como la posibilidad de informar, comunicar y reflexionar en alto. Todavía cree que es una profesión útil para la sociedad. Después de 25 años de oficio no confunde libertad de empresa con libertad de expresión.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s